Cómo sacar paquetes i386 de CentOS / RedHat 5

¿Quién precisa la versión i386 de cada paquete en un sistema x86_64?

Para liberar espacio y evitar la descarga e instalación de actualizaciones de esos paquetes que no usamos yo uso este procedimiento:

1.- Confirmar que estamos usando un kernel x86_64 con este comando:

# uname -a | grep x86_64

Eliminar todos los paquetes i386 que también están instalados en versión x86_64:

# yum remove $( for i in ` rpm -q arch=i386 -a | sed s/\.i386$//` ; do [ `rpm -q $i | wc -l ` -eq 2 ] && echo $i.i386; done )

Por las dudas confirmar que en la segunda columna del listado de confirmación dice i386 o i686 en todos los casos. Además confirmar que la sección “Removing for dependencies:” no contiene paquetes i386 u otros que puedan ser necesarios (usualmente sólo aparece algún paquete i686 que también está instalado en x86_64).

Lo mismo para los i686 que pueden haber quedado:

# yum remove $( for i in ` rpm -q arch=i686 -a | sed s/\.i686$//` ; do [ `rpm -q $i | wc -l ` -eq 2 ] && echo $i.i686; done )

No llegamos….

Según las mejores estimaciones las direcciones IPv4 se estarían acabando en la zona Asia-Pacífico en el segundo semestre de 2011. Una vez agotadas las direcciones, los nuevos usuarios de internet deberán usar NAT o IPv6.

Entre las alternativas de NAT está siendo bastante nombrado NAT444 aunque tiene problemas para soportar AJAX, muy usado en los sitios web más visitados.

La alternativa de IPv6 implica que todos los servicios de internet sean accesibles también por IPv6, pero las últimas estadísticas indican que existen sólo 353 sitios web en esas condiciones, de un total de 100.000.000 sitios activos; ni hablar de correo y otros servicios. Es más, entre esos sitios web están los 125 sitios de Google.

Queda un año para inventar una alternativa de transición que funcione bien…

Encuesta de satisfacción para los tickets de soporte

Estamos utilizando RT para registrar los casos de soporte. El otro día decidimos anexar una encuesta  al mensaje que se envía por correo electrónico para avisarle al solicitante que su caso fue resuelto.

La idea es que cada solicitante recibe un mensaje en HTML con dos caritas: una contenta y la otra triste. Es importante minimzar el menú de opciones para apoyar el impulso a hacer clic: si la persona tiene que pensarlo seguramente no va a completar la encuesta.

Si bien inicialmente esperábamos solamente recabar información de primera mano sobre el cumplimiento de cada caso, ahora elevamos la apuesta y le estamos agregando la posibilidad de anotar la razón por la cual no quedó conforme y además pedir que sea notificado un supervisor.

Esto que inicialmente surgió como una forma de obtener información de apoyo al proceso de calidad, ahora se está convirtiendo en un canal directo para llegar a los supervisores…. veremos a dónde nos lleva !